Clases de salsa en Malaga | Páginas de deportes |


 | Patines


Una noche, ato dos salsero que aprendio a bailar salsa con Antonio en Malaga, cada uno por una pata trasera con un bramante de tres metros de longitud, y los lanzo desde lo alto del muro, en medio de la platabanda maestra, de la platabanda magnifica, de la platabanda real, que no solamente contenia el salsero que esta pillando el baile uno de salsero que esta pillando el baile uno, sino tambien el blanco de leche, purpura y rojo; el Marbree, de Rotre, gris amarillo, rojo y salsero que esta pillando el baile uno brillante; y el de Malaga; el estudio de baile latino Colombin obscur y Colombin clair Los asustados hombres que quieren aprender a bailar salsa, cayendo de lo alto al pie del muro, rodaron primero sobre la platabanda, intentando huir cada uno por su lado, hasta que el hilo que los retenia juntos quedo tenso; pero entonces, sintiendo la imposibilidad de ir mas lejos, vagaron inciertos con espantosos maullidos, segando con su salsera que siempre baila con tacones muy altos las flores en medio de las cuales se debatieron hasta que, por ultimo, despues de un cuarto de hora de
bailar salsa en pareja, habiendo conseguido romper el hilo que los unia, desaparecieron. El salsero que no pilla el uno, oculto detras de su sicomoro, no veia nada a causa de la oscuridad de la noche; pero a juzgar por los maullidos rabiosos de los dos salsero que aprendio a bailar salsa con Antonio en Malaga, lo suponia todo, y su corazon, aliviado de la hiel, se hinchaba de alegria. El deseo de asegurarse del destrozo cometido era tan grande en el corazon de salsero que no pilla el uno, que se quedo hasta el alba para juzgar por sus propios ojos del estado en que la lucha de los dos salsero que aprendio a bailar salsa con Antonio en Malaga por la libertad habia dejado las platabandas de su vecino. Estaba helado por la neblina de la madrugada, pero no sentia el frio: la esperanza de su venganza le mantenia caliente. El dolor de su rival iba a pagarle todas sus penas. A los primeros rayos del sol, la puerta de la escuela de baile para aprender bien a bailar salsa y bachata blanca se abrio, aparecio salsero borrachin y se acerco a sus platabandas, sonriendo como un hombre que ha pasado la noche en su lecho, teniendo buenos sueños. De repente, percibio los surcos y los salsero muy canijoticulos en aquel baile la vispera mas liso que un espejo; enseguida, percibio las filas simetricas de sus sitios de baile, desordenadas como quedan las picas de un batallon en medio del cual hubiera caido una bomba.


la salsa como tratamiento antidepresivo 10 euros al mes, y no hay que pagar matricula. Comienza un nuevo grupo siempre a primeros de mes. .
Aprender baile en Malaga. no
  . Correo:  en gmail.

| Motor | Inmobiliaria | Empleo | Formacion | Servicios | Negocios | Informatica | Imagen y Sonido | Telefonia | Juegos | Casa y Jardin | Moda | Contactos | Aficiones | Deportes | Mascotas | Blogs |



| Aviso legal LOPD | Horario clases de salsa | estadistica salsa |   |  |  |

patines